viernes, 14 de junio de 2019

EXCOMMUNICATED: “Death devout” (2018) (Satanath Records)


1. Excommunicate and Anathema (Intro) 2. Body Count (Morgoth) 3. And Here I Die... Satisfied (Grave) 4. Edible Autopsy (Cannibal Corpse) 5. Nightmare Lake (Cemetary) 6. For God Your Soul, For Me Your Flesh (Pungent Stench) 7. Inside the Torn Apart (Napalm Death) 8. Intoxicated (Obituary) 9. Lunatic of God's Creation (Deicide) 10. World Eater (Bolt Thrower) 11. The Invocation 12. Day of Suffering (Morbid Angel) 13. Blessed Are the Sick / Leading the Rats (Morbid Angel) 14. Bone Fragments (Outro)

Realmente no es usual que una banda lance como segundo disco un álbum de covers. Normalmente este tipo de trabajos son para cuando la creatividad no aparece, para terminar contratos o directamente para despuntar el vicio, pero nunca como segundo trabajo discográfico. En fin, como sea, este quinteto de death metal de la vieja escuela con sede en Louisiana presenta algunas de las grandes canciones que han hecho historia en el metal de la muerte, y rinde homenaje a varios de los máximos exponentes del género.
Este tipo de experimentos no siempre sale bien, pero Excommunicated se maneja con gran respeto a los originales, pero también logran hacerlas personales y con su propio enfoque único.
En síntesis, todo fan del death metal que se precie de serlo debería conseguir este álbum. RECOMENDADO.

sábado, 8 de junio de 2019

PANICO AL MIEDO: “Formador” (2018) (Symbol Of Domination)


1. Intro - Popol Vuh 2. Formador 3. La Fuente 4. Hermanos De Sangre 5. Cebos Vivos 6. Rompe El Cepo 7. Bautizado Por La Arrogancia 8. Puños 9. No Voy A Perder 10. Asfixiar Con Verbo 11. El Final De La Grandeza 12. Outro - Popol Vuh 13. Formador [bonus track]

El thrash metal clásico, con vocalización áspera, rápido y sin floreos cultivado por bandas como Testament es una rica veta para los cultores de las nuevas generaciones como este trabajo debut de los españoles Pánico Al Miedo. Que no pretenden revolucionar el género, pero tampoco copiar con descaro. Respeto. Respeto a las influencias es lo que se respira a lo largo de estos trece temas, y es lo que se ofrece para que la propuesta complete su ciclo.
A medida que avanza el nuevo siglo, ponemos en duda la calidad de aquellos que a fines de los 90's se encolumnaron en la copia barata de un sinfín de bandas europeas y yankis cuya grandiosidad queda en entredicho, pero también descubrimos con grata sorpresa a Pánico Al Miedo y a muchas otras que dejan de lado las poses para poner las energías en lo que más les gusta.
A esta altura del comentario, sobran las opiniones. Queda la música que merece ser escuchada. Thrash, thrash metal del verdadero, sin esas molestas influencias modernas que tanto les gusta a los estadounidenses y sin esos barroquismos guitarreros que terminan por ser ejercicios de escalas.
El arte de tapa es obra del mismísimo Ed Repka, y como invitados aparecen grossos como James Murphy y Bobby Koelble, dos tipos que ni hace falta detallar su curriculum.
Y sí. Es un placer anunciarles a los fanáticos del thrash metal que tienen otra digna opción de compra. Es positivo, considerando la basura que abunda en las bateas.

jueves, 6 de junio de 2019

THE SULLEN ROUTE: “Last Day in Utter Diseases” (2018) (Grimm Distribution)



1. Sullen Overcome 2. Bonesacs 3. Other Side Of Pillars Truth 4. Pintacry 5. Dead Horizon 6. Jack The Sinner 7. Town Constructor 8. Lead Undone 9. Last Process Of Falling (Morton's Fork)

Originalmente editado en 2016 y reeditado en 2018 por el sello Grimm, “Last Day in Utter Diseases” es el tercer álbum del cuarteto ruso The Sullen Route.
Claramente inspirado en popes como Katatonia o Anathema, las nueve pistas van creciendo y se tornan más progresivas a medida que gira el disco.
Como suele ser el caso cuando se mezclan dos o más géneros (especialmente algunos tan diversos y ricos en historia como el doom y el death Metal), el resultado final es maniqueo, sin medias tintas.
La banda se centra en guitarras pesadas, melódicas y voces variables, más gritadas que gruñidas, que curiosamente no se ajustan al estilo que la banda ha optado por tocar, aunque las voces femeninas que contrastan cumplen con creces.
Hay también algunos toques ambient, lo cual muestra que The Sullen Route tiene en su poder varias ideas y estilos para seguir puliendo. Minuto a minuto, alcanzan una dirección musical más abstracta que interrumpe la naturaleza del doom primigenio.
Una banda para chequear, y un disco para escuchar con la mente abierta.

martes, 4 de junio de 2019

INHIBITIONS: “La danse macabre” (2018) (Satanath Records)


1. The Calling 2. Toxic Rain 3. Back to Dust 4. No Escape 5. My Journey to Death 6. Religion of Peace 7. Harsh Awakening 8. Eternal Winter 9. Rusty Razor 10. K.I.N.G. (Satyricon cover)

Nunca dejo de sorprenderme de la fenomenal escena extrema que hay en el mundo. Debo decir, casi sin temor a equivocarme, que la escena black y la escena death deben ser de las más activas del metal tanto en cantidad de agrupación como lanzamientos discográficos. Los griegos Inhibitions son parte del espectro blacker griego, y aquí llegan con su segundo álbum.
“La danse macabre” propone metal negro sinfónico, muy en la onda de Limbonic Art o Dimmu Borgir, pero buscando su propio estilo sin recostarse en caminos ya recorridos.
A lo largo de estas diez canciones (nueve propias y un cover de Satyricon), Inhibitions muestra que saben cómo atraer al oyente con su intrincado oficio de linkear las orquestaciones de lo oculto y lo fantástico con lo aguerrido de black, y muestra que a pesar de que estos griegos no tienen todo el material que se pueda llamar suyo (de hecho el cover es el tema que más resalta), no tengo ninguna duda de que este grupo lograra infectar a las masas. Encima, ya tienen un nuevo álbum en la calle así que veremos si mi predicción es correcta.

sábado, 1 de junio de 2019

PARALLEL MINDS: “Every Hour Wounds… The Last One Kills” (2019) (Pitch Black Records)


1. Every Hour Wounds… 2. The Last One Kills 3. Amerinds 4. On Your Own 5. I Am C 6. Syria 7. How 8. The 52Hz Whale 9. Kolyma

“Every Hour Wounds… The Last One Kills” es el segundo larga duración de los franceses Parallel Minds, nacidos en 2013 de la mano del guitarrista Grégory Giraudo y el cantante Stephane Fradet con el pretendido propósito de “crear una increíble banda de heavy metal que no conociera fronteras ni aceptara reglas”. Bajo esta premisa, dos años más tarde de su concepción publican su opera prima “Headlong Disaster”, a la que siguieron ese mismo 2015 un par de EP’s y un single con dos canciones cantadas en español. Con la incorporación de Antoine Moutet al bajo y de Eric Mannella a la batería, el renovado cuarteto dio forma a “Every Hour Wounds… The Last One Kills”, una obra que aúna la furia rítmica del thrash, los complejos riffs de largo recorrido cercanos al prog metal, una pugna entre voces limpias y desgarradas, y unos estribillos marcados por perspicaces melodías. La suma de estos estilos, que en su mayor parte y por separado no son santo de mi devoción, da como resultado una combinación que sorprende gratamente. 
Every Hour Wounds… es la intro instrumental que sirve de transición para la fulgurante percusión y el riff complejo de The Last One Kills, que cuenta con una voz rasgada que escupe las sílabas de forma entrecortada y que establece un particular diálogo con una segunda más limpia. El estribillo es considerablemente melódico y marca un cambio radical en la tesitura mostrada hasta ese momento en la pieza, siendo ésta una de las particularidades que nos brinda el combo a lo largo del álbum. On Your Own brota gobernada por la batería, el bajo y unos sutiles acordes que le confieren una ambientación oscura hasta la llegada de un contundente riff que le concede la cadencia de un medio tiempo, donde brilla el delicado estribillo secundado por unos sedosos coros. I Am C es un latigazo en toda regla, con una vertiginosa batería sincopada y un intrincado riff cortante sobre el que se desliza la voz y los coros hasta la llegada del rompedor estribillo en la que esta exhibe un registro vocal desgarrado. Syria es una emocional pieza épica de casi ocho minutos que cuenta con la colaboración del cantante y el ex guitarrista de Orphaned Land. Las cuerdas arpegiadas sobre las que descansa la voz reciben la gradual llegada del bajo, la batería y los arreglos orientales antes de ser sacudidos brutalmente por el afilado riff que da paso a un precioso puente y al sentido estribillo coral. El aire groove de How? amaga un riff entrecortado y un embelesador estribillo marcado por un incansable doble bombo, The 52Hz Whale es otra epopeya con un increíble solo que puede traerte a la memoria a los Megadeth con Friedman en sus filas, y finalmente Kolyma es un nuevo trallazo de thrash veloz y técnico que corona el disco de forma contundente. 
La arenga final, en palabras de estos acerados franceses, no puede ser más diáfana y categórica: “Si amas el metal, si su esencia vive en tu corazón y en tu alma, entonces Parallel Minds es tu banda y “Every Hour Wounds... The Last One Kills“ ¡un álbum que debes escuchar!

miércoles, 29 de mayo de 2019

NADIR: “The Sixth Extinction” (2017) (Grimm Distribution)


1. The Human Predator 2. The Debris Archipelago 3. Fragmented 4. Along Came Disruption 5. Mountains Mourn 6. Ice Age In The Immediate Future: I. Arctic (Instrumental) 7. Ice Age In The Immediate Future: II. To Leave It All Behind 8. Ice Age In The Immediate Future: III. A Matter Of Survival 9. Les Ruines

Más metal extremo del este de Europa. Esta vez es Nadir, un quinteto húngaro con una interesante y activa carrera que ya consta de siete álbumes de larga duración e infinidad de EPs y splits.
Esto es una especie de death metal con aditamentos black y algunos roces con el doom, difícil de etiquetar, pero se está moviendo en esas regiones. Con un aura casi atmosférica, “The Sixth Extinction”, es un compendio de pistas que producen verdaderos puñetazos de energía, siempre a caballo de pesadas melodías y riffs aplastantes.
Simple y efectiva, Nadir aporta a su propia música un ambiente sombrío, lleno de esas estructuras pegajosas y emociones negativas, lo cual está dentro de la naturaleza específica del álbum. Chequéenlo.
Sitio web: www.nadir-official.com (J.S.)

lunes, 27 de mayo de 2019

GARHELENTH: “About Pessimistic Elements & Rebirth Of Tragedy” (2017) (Satanath Records)


1. Pessimistically (Abolish the Idol) 2. Destruction of the Will 3. Foolish Conscience 4. Self-Humiliation 5. To Impersonal Mankind 6. Moral to Pessimist 7. Perspective of the Exorbitant

Si la memoria no me falla, es la primera banda iraní que me toca reseñar. Si, leyeron bien, de Irán. Esto tiene de bueno este hobbie, la posibilidad de conocer bandas de los lugares más recónditos del planeta.
Hoy establecidos en Armenia, este dúo (Hilnorgoth en guitarra y voz, y Sagroth en guitarra), despliega un auténtico arsenal de… la tapa no engaña a nadie: black metal. Y desde el vamos se percibe un sentimiento de la vieja escuela, sumado a algún que otro toque sinfónico.
Sucio y crudo, “About Pessimistic Elements & Rebirth Of Tragedy” es todo lo que representa su título. Guitarras frías, melodías amargas y el espíritu de los años 90 que inundan cada uno de sus paisajes sonoros y su estilo de composición. Recomendado.
Sitio web: www.facebook.com/garhelenth (J.S.)

viernes, 24 de mayo de 2019

MIND DRILLER: “Involution” (Art Gates Records)


1. Ritual 2. Ein Ende 3. Rotten 4. Kianda 5. Involution 6. M4N1K1 7. The Glass House 8. Wo ist dein Gott 9. The last Drop 10. Calling at the stars 11. The game 12. Zero

Lo de este sexteto (tres vocalistas, Estefanía Aledo, V y Daniel N.Q., Javix en guitarra y programaciones, Pharaoh en bajo, y Reimon en batería) es una especie de metal alternativo, con algo de gothic y bastante de industrial, y sin dudas podríamos citar a Rammstein y Lacuna Coil como grandes influencias de esta banda, y no descartemos algunos momentos cercanos a Depeche Mode y Paradise Lost de la etapa “Host”.
La propuesta es interesante, las características son las que imaginan, y aunque decididamente no es mi estilo favorito, aquí tienen una buena muestra de metal industrial para quienes gusten del mismo. 
Sitio web: www.mind-driller.com (J.S.)

miércoles, 22 de mayo de 2019

NEKHRAH: “Cosmic Apostasy” (2017) (Independiente)


NdE: Aun cuando la política de reviews en Rocka Rolla Web Zine es clara en cuanto a no reseñar trabajos de más de un año de editados, en este caso haremos una excepción merced a la deferencia y buena onda de la banda en enviarnos su material y no hacer la típica avivada de enviar el link de descarga, costumbre cada vez más arraigada tanto en bandas y sellos, ya sea foráneos como nacionales.

1. Acheron 2. Cosmic Apostasy 3. Closed Casket Funeral 4. Foredoomed 5. The Face of Pain 6. Acts of Troth 7. Nekhrotise 8. Let There Be Nothing

Banda chipriota de la tierra de Nicosia que comenzaran allá por el 2015 y hacen “Nihilistic Death Metal”, según ellos mismos comentan.
“Cosmic apostasy” es un trabajo donde crean diferentes atmósferas y la dureza de sus composiciones van mucho más allá de que te quedes haciendo headbanging a caballo de su curiosa mezcla de death y ocasionales toques black.
Este combo lo forman A. (voz), C. (guitarra), T. (bajo) y M. (batería), donde si bien no varían mucho de canción a canción, en un ambiente extremo te atrapan y ahí te quedas, no es un disco pasatista sino todo lo contrario, requiere atención para saborear los matices.
Exclusivamente para gustos exquisitos de voces blackers, música extrema y de peso, recomendable que para escuchar este disco se le sume alguna pastilla de diclofenaco para contrarrestar posibles dolores de cuello.

lunes, 20 de mayo de 2019

STEELWINGS: “Back” (Sliptrick Records) (2019)


1. My Rock Is Hot 2. Walk On Water 3. Nightmare 4. Death Or Gold 5. Walk In The Sky 6. Rock The Nation 7. Back On The Road 8. All Night 9. Rock My Soul 10. She Knows What It Takes 11. Ride On 12. Wont Let You Go Away

Los suecos Steelwings vuelven a surcar los cielos con “Back”, un segundo álbum cuyo título no puede ser más explícito. El quinteto empezó a forjar sus alas en 1982 en la ciudad de Markaryd (por lo que no debemos confundirlo con el también grupo nórdico de nombre Steelwing que empezó su andadura años más tarde) y después de publicar alguna que otra maqueta, grabar un sencillo y participar en recopilatorios como “Metal Plated” y “Swedish Metal Aid”, lanzaron en 1989 su debut homónimo. A continuación, llegó un largo paréntesis que se prorrogó hasta el año 2007, cuando la banda se reunió de nuevo con motivo del aniversario de la fundación de la ciudad que los vio nacer, precipitando dicha efeméride que el vocalista Tommy Söderstöm y los guitarristas Gert-Inge Gustafsson y Michael Lindman reactivaran la formación. Con la incorporación a filas de Peter Fredriksson y Marcus Fritiofsson (bajista y baterista respectivamente), y la aparición de un par de singles, empezaron a ensamblar “Back” en su estudio casero, haciendo que éste levantara el vuelo a principios del presente año. 
En este segundo larga duración, estos curtidos escandinavos -con su hoja de ruta aferrada en la década de los ochenta del siglo pasado y en un estilo clásico que gravita entre el hard rock y el heavy metal-, nos brindan canciones electrificantes, con una base rítmica robusta, unos riffs pétreos y unos estribillos directos y machacones dirigidos por una voz poderosa capaz de imprimir sutiles registros a su interpretación. 
Así, a lo largo de la grabación, encontraremos pistas como My Rock Is Hot, Walk On Water y Ride On que podrán recordarte a Saxon (las primeras por las guitarras y la última por el tono nasal característico de Biff Bifford), otras como Back On The Road que tal vez te evoquen el Rock’ n’ Roll de Led Zeppelin, y algunas como All Night y Won't Let You Go Away que seguramente te traigan a la memoria los riffs electrizantes de AC/DC. 
Pero tal vez, las canciones que más llamen nuestra atención sean aquellas que varían ligeramente las estructuras de las antes comentadas y que otorgan al álbum ese plus que hace que nuestra atención no decaiga durante la escucha. La batería inicial de Nightmare cede las riendas al colosal riff que emergerá entre el ritmo cabalgante de las guitarras. El puente resulta una fantástica vuelta de tuerca a los versos previos al estribillo marca de la casa, mientras que la pletórica armonía de los dos hachas y el apoteósico final instrumental con palanca y punteo sangrante te dejan petrificado. Walk In The Sky empieza con unas guitarras arpegiadas a la espera de que la batería y la electricidad hagan progresar el tema hasta convertirlo en un arrebatador medio tiempo con unos coros en la parte final deliberadamente ideados para que en vivo el público acompañe a la banda hasta la extenuación. Rock My Soul tiene un grueso riff de cadencia nuevamente cercana al mid tempo, con los acordes al aire secundando los versos y un original puente que te prepara para otro estribillo que no dejarás de cantar una y otra vez.  Por último, tampoco podemos dejar pasar por alto temas del calibre de la roquera She Knows What It Takes o del hard rock con slide y voz rota y áspera de Rock The Nation.
En suma, podemos afirmar que Steelwings han vuelto por la puerta grande facturando un plástico rotundo, ambientado en los ochenta y con un sonido fresco, auténtico y entretenido, en el que demuestran que su ardor, a pesar de los años en barbecho, se mantiene intacto. ¡Recomendado!

sábado, 18 de mayo de 2019

OLDD WVRMS: “Codex Tenebris” (2019) (Cursed Monk Records)


1. Ténèbres 2. A l’or, aux ombres et aux abîmes 3. Misère & Corde 4. La vallée des tombes 5. Fléau est son âme

Una de las cosas que más me gusta de mi trabajo de ser “periodista” es investigar. Esta banda belga ha estado enviando asiduamente a nuestro mail información sobre sus actividades, pero nunca nos había remitido ninguno de sus trabajos. Y al recibir este “Codex tenebris” decidí ir a mi archivo de mails a bucear un poco. Por supuesto, investigué y encontré.
Oldd Wvrms es una banda híper prolija de doom metal, con pizcas de stoner, y a pesar de no ser un fan de este estilo de música, me gustó mucho. Parejo, prolijo e increíblemente poderoso, “Codex tenebris” es un viaje instrumental a través de senderos opresivos y distorsionados, sin que esto quite lo precisos que son a la hora de la ejecución. Son cinco temas, curiosamente entretenidos (algo poco usual en el género), y me atrevo a decir que les depara un futuro promisorio.
De verdad me sorprendieron gratamente, y si bien practican un estilo no muy popular mundialmente hablando, Oldd Wvrms tiene un potencial inmenso. Recomendado.
Sitio web: www.facebook.com/olddwvrms (J.S.)

jueves, 16 de mayo de 2019

CULTIC: “High command” (2019) (Eleventh Key Records)


1. The Conqueror 2. Cruel Orders 3. False Idols 4. The Prowler 5. Forest of Knives 6. Dark Rider 7. Enchained

Con un arte de tapa extraordinario a todas vistas, nos llega una pieza de exposición, progresiva y repleta de doom metal, que nos refleja a un ritmo lento y brutal siete canciones toda la esencia de esta banda. 
El trio Cultic nos trae desde las tierras de Pennsylvania este disco que a base de arrastrados pero potentes riffs, voces guturales mezclados con pasajes más melódicos y acústicos nos demuestran que sin haber descubierto ni haber hecho nada nuevo, dejan un sabor afinado para gustos doom-metalicos. Hay a lo largo de todo este “High command” una pizca de death metal que le sienta de maravillas, y que hará delicias de los fans de los maestros Celtic Frost o de los primerísimos Cathedral.
Un trabajo extremo casi en su totalidad, su sonido es sumamente brutal y adecuado para metaleros duros y adiestrados en este estilo, búscalos y adéntrate en su mundo.
Sitio web: www.culticband.com (J.S.)

martes, 7 de mayo de 2019

TAIGA: “Cosmos” (2017) (Symbol Of Domination)


1. Стыд 2. Жить 3. Космос 4. Ты 5. Всё позади 6. Религия мёртвых 7. Слова потеряют значение 8. Прах к праху 9. Своими руками

Tercer trabajo de los rusos Taiga que me toca reseñar. El dúo ha estado lanzando constantemente nuevo material (LPs, Eps, singles, etc.), siempre a caballo de su black metal depresivo, sombrío y triste.
Como ya he dicho con anterioridad (si sos seguidor del RRWZ deberías saberlo), Taiga no es santo de mi devoción. Nuevamente no me es posible resaltar una sola canción para representar el álbum, ni tampoco nada particularmente atractivo, donde todo me resulta críptico. Las atmosferas fantasmales y casi suicidas son ya una marca registrada de Taiga, y la melancolía desgarradora que flota a través de este registro, no hace más que acrecentar cualquier sentimiento de soledad, oscuridad y miseria que el oyente pudiese tener.
Insisto, no es para mí, pero sé que habrá quienes se deleiten con esta particular forma de ver el mundo.

domingo, 5 de mayo de 2019

SOLFERNUS: “Neoantichrist” (2017) (Satanath Records)


1. Ignis – Dominion 2. Glorified 3. Mistresserpent 4. Pray for Chaos! 5. That One Night 6. Between Two Deaths 7. Once Upon a Time in the East 8. Mt Aurorae 9. Neoantichrist 10. Stone in a River

La cantidad de bandas que pululan en el under y que no son bandas sino BANDAZAS es increíble. Los checos Solfernus son, sin ninguna duda, una BANDAZA.
Pero vamos a lo que nos ocupa y esto es “Neoantichrist”, su nuevo disco luego de un parate de 12 años sin lanzar ningún trabajo de estudio. Y de hecho no han olvidado cómo escribir riffs de calidad, con una terrible muestra de black / thrash como hacia rato no escuchaba, y por la crudeza se percibe que buscaron un sonido en vivo sin elementos modernos en la producción. La misma banda declara que ““Neoantichrist” es un álbum basado en guitarras afiladas, baterías naturales y voces brutales, sin ningún efecto especial, solo guitarras enchufadas a amplificadores Marshall”. Háblenme de las leyes más antiguas del metal.
Lo notable de este álbum es que tienen muchas influencias combinadas (Dimmu Borgir, Kreator, solo por citar un par) para obtener más que un disco de black metal.
La mayoría de las canciones duran de tres a cuatro minutos, excepto la última, que es de casi siete minutos con una atmósfera profunda más pesada. 
Resumiendo, que lástima que este disco me llego casi dos años más tarde de su lanzamiento, que sin dudas hubiese estado en mi Top 3 de discos de 2017.

viernes, 3 de mayo de 2019

HARMDAUD: “Skärvor” (2019) (Art Gates Records)


1. Kraft 2. Stöpt 3. Bränt till Grund 4. Skärvor 5. Koloss 6. Natten oss Genomströmmar 7. Sprickorna i Verkligheten 8. Näven kring min hals

Hay cosas que se caen de maduro, y un álbum con ese título y una banda con ese nombre nos lleva inevitablemente a pensar en que el estilo de este proyecto unipersonal del sueco Andreas Stenlund va a ser black o death. Dicho y hecho, eso es “Skärvor”. La gacetilla de prensa los presenta como “atmospheric black metal”, y el rotulo le cae de maravillas, ya que la música que sale de los parlantes de mi equipo tiene varias reminiscencias con aquellas bandas que fomentan lo más melódico y oscuro del metal extremo, como Arcturus o Vintersorg (de hecho el mismísimo Andreas Hedlund aporto voces y teclados en este disco), con el adicional del componente más death de bandas como Amon Amarth o los primeros Arch Enemy.
En general el álbum es a los palos, con buen espacio para las melodías pero también con brutales riffs dominantes, lo que nos da como resultado final un verdadero discazo. 
Sitio web: www.facebook.com/Harmdaud (J.S.)

miércoles, 1 de mayo de 2019

BESTIALORD: “Law Of The Burning” (2018) (Symbol of Domination)


1. The Doom That Came 2. Vermin 3. All Fall Down 4. Law Of The Burning 5. Marduk Kurios 6. I Am Pain 7. Loathed Be Thy Name 8. Above The Vaulted Sky 9. What Is The End

Que golazo metió el sello SOD. De lo mejor que yo haya recibido de dicho sello está aquí, en el disco debut de Bestialord. 
Insisto, me gusta porque edita el disco Symbol of Domination, pero no me gusta la irregular distribución que da esa compañía a las bandas.
Me gusta que la discográfica se haya aliado con un par de USA para editar este álbum, lo cual podría dar renovado impulso a la banda, pero no me gusta que por esa razón reciba más atención que otras.
Me gusta la frescura que subjetivamente le noto al trabajo. Creo notar que los temas fueron escritos y llevados al estudio a poco de ser elaborados. El hecho de que detrás de Bestialord este el guitarrista Mark Anderson (de muy buen paso por Manilla Road) me parece que lo confirma. No me gusta que la mayoría de las veces las bandas se hagan más conocidas por ser “ex integrantes de” que por su música en sí.
Me gusta porque este disco es heavy/thrash/death, en ese orden. No me gusta que los hayan catalogado como doom/death ni que la banda se catalogue como “Occult Horror Metal”. Aflojen con los rótulos.
Me gusta la vuelta de tuerca que la banda le encuentra al heavy. Hay influencias externas, pero llevadas al propio sonido. 
Me gusta que la banda está descontracturada. Ojala este sea solo el comienzo de una carrera.
Me gusta mucho la onda Carcass que se respira en todo el álbum. 
Me gustó “Law of the burning” y ahora quiero que Bestialord grabe su propio “Heartwork”.

lunes, 29 de abril de 2019

Руины вечности: “Шёпот забытых холмов” (2017) (Grimm Distribution)


1. Будни войны 2. Брест 3. Кто будет первым 4. Танк 5. Победа для мёртвых 6. Для тех, кто потерялся на этой войне 7. Эхо 8. Наследие

El cirílico no deja dudas. Руины вечности (Ruins of Eternity) es una banda oriunda de la fenomenal escena rusa.
Aun cuando se etiquetan como una banda gótica de death doom, lo cierto es que en su crisol musical hay espacio para casi todo, desde las melodías medievales hasta las modernas texturas metálicas. 
Y lo cierto es que el álbum es bueno. Todo en “Шёпот забытых холмов (“The Whisper of Forgotten Hills)” está muy pero muy cuidado, tanto las voces como las partes instrumentales, partes orquestales y todo lo demás, pero curiosamente no siguen ninguna fórmula, ni se atan a los estándares del género.
Hay violines, pianos, chelos, y otros, todos ellos adornados por una hermosa voz femenina en contraste con una voz masculina bien gutural, típicos del estilo, melodías vanguardistas y teclados atmosféricos.
En síntesis, amantes de Haggard, Therion y similares, deberían chequear este disco de forma obligatoria.